31/10/13

LOU REED en Carne Cruda

Programa de radio. 30 de octubre de 2013

Nació en Nueva York el 2 de marzo de 1942 en una familia judía de Brooklyn.
Falleció en Southampton (N.York) el 27 de octubre 2013

30/10/13

VOCES del EXTREMO en MADRID




El extremo ocupa el centro
El cicló de poesía y resistencia "VOCES del EXTREMO" originalmente realizado en Moguer (Huelva) se ha vuelto nómada, con incursiones en Logroño y ahora en la capital, villa y corte. Este es el programa para los interesados:


POESÍA Y RESISTENCIA
Me rebelo, luego somos
(Albert Camus)

Jueves 31 de octubre:

19’30-21’30 h.: Mesa redonda, en el Ateneo de Madrid (c/ Prado, 21)
“¿Hasta dónde la responsabilidad de las y los intelectuales en la coyuntura histórica actual?”. Con Manuel Rico, Belén Gopegui, Marta Sanz y Jaime Pastor. Modera: Matías Escalera Cordero.


Viernes 1 de noviembre:

I Tanda de recitales, en El Patio Maravillas (sala 2ª planta) (c/ Pez, 21)

11 h.: David Bobis
11’10 h.: Gsús Bonilla
11’20 h.: Ángeles Maeso
11’30 h.: Antonio Crespo Massieu
11’40 h.: Iván Rafael
12 h.: Inma Luna
12’10 h.: José Segovia Martín
12’20 h.: Cesar Amatria
12’30 h.: Alfredo Piquer
12’40 h.: Manuela Temporelli
13 h.: Ángel Muñoz
13’10 h.: Giovanni Collazos
13’20 h.: Andrea Aguirre
13’30 h.: Antonio Martínez i Ferrer
13'40 h.: Zackary Paine

II Tanda de recitales, en El Patio Maravillas (sala 2ª planta) (c/ Pez, 21)

17 h.: Bárbara Butragueño
17’10 h.: Manuel Rico
17’20 h.: Alicia Martínez
17’30 h.: Miguel Martínez López
17’40 h.: Bernardo Santos
17’50 h.: Ángel Fernández Fernández
18 h.: David González

18’30 a 19 h.: Pausa musical: (sala planta baja multiusos).
Belén García Nieto (Voz)
Tuky (Guitarra)

III Tanda de recitales, en El Patio Maravillas (sala 2ª planta) (c/ Pez, 21)

19’15 h.: Roxana Popelka
19’25 h.: Arturo Borra
19’35 h.: Salustiano Martín
19’45 h.: Enrique Falcón
19:55 h.: Laura Giordani
20:05 h.: Manuela Paso
20:15 h.: Antonio Orihuela

22 h: Jam de poesía en El Dinosaurio Todavía Estaba Allí (c/Lavapiés, 8)

Sábado 2 DE NOVIEMBRE:

IV Tanda de recitales, en El Patio Maravillas (sala 2ª planta) (c/ Pez, 21)

12 h.: David Benedicte
12’10 h.: Alberto Gil-Albert
12’20 h.: Javier GM
12’30 h.: Ana Pérez Cañamares
12’40 h.: Víktor Gómez
13 h.: Carlos Salem
13’10 h.: Milagros López
13’20 h.: Rubén Romero Sánchez
13’30 h.: Ángel Minaya
13’40 h.: Óscar Pirot

V Tanda de recitales, en El Patio Maravillas (sala 2ª planta) (c/ Pez, 21)

17 h.: María Solís Munuera
17’10 h.: Ángeles Pérez López
17’20 h.: Felipe Zapico
17’30 h.: Vanesa Pérez Sauquillo
17’40 h.: Ángel Guinda
17’50 h.: José Daniel Espejo
18 h.: Ariadna G. García

18’30 a 19 h.: Pausa musical: (sala planta baja multiusos).
Diana Trigueros

VI Tanda de recitales, en El Patio Maravillas (sala 2ª planta) (c/ Pez, 21)

19’15 h.: Isla correyero
19’25 h.: Pablo Guerrero
19’35 h.: Ángel Petisme
19’45 h.: Guadalupe Grande
19:55 h.: Juan Carlos Mestre
20:05 h.: Begoña Abad

22 h.: Jam de poesía en Vergüenza Ajena (c/ Galileo, 56)
(Apertura a cargo de Poetik’s)


Domingo 3 DE NOVIEMBRE:

VII Tanda de recitales, en El Campo de Cebada (Pza. de la Cebada)

12 h.: Antonio Díez
12’10 h.: Pedro Luis Verdejo
12’20 h.: David Trashumante
12’30 h.: Eddie J. Bermúdez
12’40 h. : Jesús G

28/10/13

Neorrabioso





Sus poemas en la calle: AQUI

21/10/13

Vengo del ayer


Video-Poema. 
Poema de Yenny Londoño en la voz de Mercedes Pérez y música de Carmina Burana

15/10/13

Timothy Leary

Vida y muerte de un explorador
JOSÉ MARÍA MARTI FONT
1 JUN 1996


No siempre la vida sana es un seguro de longevidad, ni lo contrario supone condenarse a una muerte prematura. Tres cuartos de siglo es una cifra considerable para alguien que hizo del uso de drogas la línea medular de su existencia. Claro que es muy poco comparado con los más de 90 años espléndidos que luce todavía el descubridor del LSD, Albert Hoffmann. Valga esta reflexión impía hecha el día de la muerte de Timothy Leary, el gran gurú de la contracultura, para reivindicar lo que supusieron aquellas experiencias con drogas alucinógenas y sacarlas, aunque sea por un día, del siniestro saco de la droga, tal como se entiende en nuestros tiempos.Porque el retrato no encaja. Los primeros cuarenta años de la vida de Timothy Leary transcurrieron en la más absoluta normalidad convencional. Nadie hubiera podido imaginarse que aquel cadete de la academia militar de West Point, que cursó los estudios de psicología en la Universidad de Alabama vistiendo uniforme, acabaría convirtiéndose, en la década de los sesenta, en el propagandista máximo del uso de drogas alucinógenas, el gran sacerdote del LSD, lo que le llevaría incluso a huir de la justicia y abandonar su país, para ser más tarde detenido en Afganistán por agentes antinarcóticos, extraditado y condenado a 25 años de cárcel, de los que cumplió tres antes de salir en libertad condicional.

Ni fue el único, ni fue el primero, ni siquiera se puede decir que sus escritos sobre experiencias sicodélicas constituyan una aportación realmente importante sobre el tema. Cuando el todavía respetado profesor de la Universidad de Harvard probó los hongos alucinógenos por primera vez, en México, muchos otros le habían precedido; desde Antonin Artaud hasta Albert Hoffman -el descubridor del LSD- y su amigo el escritor Aldous Huxley.

La diferencia es que Leary dejó de ser un académico y se convirtió en un activista, en un agitador social, y se encontró con el caldo de cultivo de las universidades norteamericanas durante la década de los sesenta, donde todo parecía posible. Y a veces hasta lo era, aunque en Harvard no apreciaron su discurso y lo despidieron.

Tuvo su momento de gloria, fue perseguido y encarcelado y, cuando salió, su tiempo había pasado. Entonces se dedicó a explotar su propio mito, utilizando con habilidad los circuitos mediáticos norteamericanos.

Pero eso no le descalifica, porque Leary ya era para entonces un gran explorador, alguien que se había paseado por toda clase de territorios desconocidos. Le faltaba el último viaje. Fiel hasta el final, ya en el lecho de muerte, Timothy Leary se incorporó y lanzó su última pregunta: "¿Por qué no?" Y se respondió con un grito: " Yeah".

10/10/13

Mina Loy, poeta



Songge Bird

 Para Isadora Duncan

Ave canora empujada por el escándalo
volaste sobre los hombres
los acariciaste
con las plumas de tus ojos
mirando sin la censura de la sorpresa
que como a ti
hizo descender de los cielos
a tantos dioses.

Mina Loy, poeta, diseñadora,  (Londres 1882-Colorado 1966), esposa de Arthur Cravan vivió, como Cravan, varias vidas en una: cambió de piel con la regularidad de las estaciones y transitó la primera mitad del siglo XX siguiendo un itinerario en el que figuran todas las coyunturas relevantes (“Hemos fluido por fuera de nosotros/ Comenzando en el exterior/ Esa piel momificable/ Donde te acabas...”). Fue futurista en Italia, surrealista en París, conceptualista en Múnich, moderna en Nueva York, feminista en Londres, excéntrica en México, viuda en Buenos Aires... fue pintora, escultora, diseñadora, inventora y poeta. El abordaje a su obra a partir de la idea de espacio fronterizo es funcional en cuanto permite comprender la basculación de sus intereses y actividades como conniventes en espacios siempre intermedios y móviles (Baedeker era una guía de viajes alemana de referencia en el siglo XIX). Así, su poesía se hace legible y significativa valorada a la luz de su actividad como pintora, de haber sido una pintora reconvertida en poeta, ya que este movimiento explica la tendencia constante de sus poemas a los efectos sinestésicos. Yvor Winters definió la poesía de Loy como “imágenes que se han cristalizado como epigramas”.
    Un buen ejemplo del trabajo sobre el aspecto visual de su poesía lo encontramos en “Crab-Angel” (Ángel-Cangrejo):
Un duendecillo atómico
sentado en un reluciente
semental monstruoso
reina en la trinidad giratoria
de las atracciones del Ringling
Algo de una silueta
de cangrejo capturado
moviendo sus inútiles pinzas nacaradas
De un cuerpo rechoncho
brazos de pigmeo
y piernas arqueadas
con pantorrillas barrocas
curvadas en actitud bicircular,
el éxtasis de una bailarina...
(cortesía de 'función-lenguaje'

9/10/13

Félix Francisco Casanova. Codex de Poetas

BIOGRAFÍA

Nacido en la isla de La Palma, Canarias, era hijo del médico y poeta Félix Casanova de Ayala. Muy pronto llegó a la isla de Tenerife, donde se dedicaba a devorar compulsivamente sus muy seleccionadas lecturas (Rimbaud, Pessoa, Whitman, Breton, Eluard, Aragon, Joyce, Camus, Hesse...) y, sobre todo, a escuchar música, su auténtica pasión. Tal es así que no tardó en fundar un grupo de rock alternativo, Hovno (mierda en checo), bastante adelantado a su contexto (las Islas Canarias del tardofranquismo). Félix Francisco Casanova estudiaba el tercer curso de Filología Hispánica en la Universidad de La Laguna cuando falleció; en esos tres intensos años tuvo tiempo de mezclarse con la vieja y la nueva intelectualidad de la isla, como los filósofos José Luis Escohotado o Javier Muguerza, los poetas Carlos Pinto Grote o Arturo Maccanti, los escritores Agustín Díaz Pacheco o Luis Alemany, el catedrático de arte Fernando Gabriel Martín, etc. Según la versión oficial, su muerte se debió a un escape de gas mientras se bañaba en su domicilio.

OBRA

Félix Francisco Casanova, a pesar de la brevedad de su vida, tuvo tiempo para dejar una obra intensa, original y extraña, plasmada en logros de una asombrosa madurez en el campo de la poesía y la prosa experimental. A los diecisiete años consiguió con El invernadero (1973) el principal premio de poesía de Canarias, el Julio Tovar. A los dieciocho años ganó el Pérez Armas de novela con El don de Vorace (1974), una divertida parodia -a la par que desconcertante- de El túnel, de Ernesto Sabato, tal y como él mismo señaló en alguna ocasión. En una breve nota biográfica para la contraportada del libro, Casanova se definió en estos términos: Yo soy mi propio abuelo viendo a mi infancia jugar. A los diecinueve, un mes antes de su muerte, obtuvo otro premio, otorgado por el periódico La Tarde al poemario Una maleta llena de hojas, que constituye la segunda parte de La memoria olvidada (póstumo, 1980), una de sus más notables aportaciones en el campo de la poesía. Otros poemarios de Félix Francisco Casanova son:Espacio de hipnosis (1971), El sumidero (1972), Nueve suites y una antisuite (1972), Invalido las reglas (1973) yOcioso en los amaneceres (1973). Con parte de este material, su padre, el poeta Félix Casanova de Ayala, confeccionó tres títulos: Cuello de botella (póstumo, 1976), Estampido del gato acorralado (póstumo, 1979) y Los botones de la piel (póstumo, 1986). Una buena parte de los versos de Félix Francisco Casanova está recogido en el volumen La memoria olvidada. Poesía, 1973-1976, publicado por la editorial Hiperión en 1990. Félix Francisco Casanova es también autor de un interesante diario, Yo hubiera o hubiese amado, escrito a lo largo del año 1974 y públicado en 1983; aquí reproducimos un extracto del mismo: Estos días oigo mucha música, mucha. Siempre estoy naciendo en la música, es inagotable mi sed y también su fuente es inagotable. Y me amansa y me derrama como un cántaro de sangre de montaña, y su amor me toca y soy lo más vulnerable a sus palabras, y mis heridas, mis llagas revenan como un árbol cortado, como el primer día en que amé o leí a Tagore. En la actualidad, su influencia en todo el ámbito español es creciente, tal y como demuestra que el poeta Francisco Javier Irazoki le dedicase el poemarioÁrgoma. Asimismo, el cantautor Jabier Muguruza puso música a un poema de Casanova (A veces, cuando la noche me aprisiona) en el disco Fiordoan. Uno de los premios literarios más importantes convocados en Canarias y dedicado al descubrimiento de nuevos creadores lleva el nombre de este poeta.
La editorial madrileña Demipage ha adquirido los derechos para publicar todas las obras del escritor canario.

IMANES
Los sueños son
circunferencias perfectas
estás dentro
o fuera.
Como el sexo de una mujer:
imposible merodearlo
sin hundirse en él.

(16-4-75)
----------------------

Eres un buen momento para morirme


Amaneciendo y anocheciendo
a un mismo tiempo,
cariño, ¿no es ésta la forma
en que te gustaría vivir?
En mi cabeza hay un álbum
de fotos amarillentas
y lo voy completando con mis ojos,
con los más leves ruidos,
atrapando olores en el aire
y en cada sueño que sueño.
¿Sabes una cosa, pequeña?
La última página de mi álbum
tiene tu boca lluviosa mordiéndome un labio,
un disco de rock’n’roll
y calcetines de colores.
Mis ojos han sido rápidos,
te he hecho el amor con la ropa puesta
a través de una
larga pajita dorada
mientras cruzabas la calle
con el cabello ardiendo.
Pero ahora son tus pies
quienes dan mis pasos,
¡así que no te equivoques
pues me caería!
Te bebo en cada vaso de agua
que sacia mi sed,
mis palabras son claras como niños pequeños
o espesas como semen empapando cortinas,
pero hoy tengo que inventar
un nuevo idioma
para conversar con tus tiernos maullidos eléctricos
y los gritos de euforia
de la gente que vive en tu cabeza.
Debes saber que a veces
soy como un entierro interminable,
siempre triste y azul
subiendo y bajando
por la misma calle.
Pero otras veces soy un río de risa
corriéndome por toda la ribera,
haciendo el amor a la mar,
una felicidad contagiosa,
un revólver de amor, nena,
y voy a disparar justo a tu corazón
¡bang, bang!
¿te di?
Quiero arrollarte, enrollarte y arrullarte,
montaña de aguardiente
y tarde rojiza.
Eres un buen momento para morirme.
14 diciembre 1975  (último poema)
--------------
A veces, cuando la noche me aprisiona...

A veces, cuando la noche me aprisiona
suelo sentarme frente a una cabina telefónica
y contemplo las bocas que hablan
para lejanos oídos.
Y cuando el hielo de la soledad
me ha desvenado, los barrenderos moros
canturrean tristemente
y las estrellas ocupan su lugar, yo acaricio el teléfono
y le susurro sin usar monedas.

enero 1975
----------------------

Un adolescente aburrido

Un adolescente aburrido
es, ciertamente, un paisaje
muy triste,
y aún más
sabiendo que hay mujeres
que duermen
con la boca abierta
y docenas de parejas
que hacen el amor
en chino, francés, árabe
o en el idioma
de los delfines.
Por eso hay tantas butacas
en los cines
y tantas camas en las casas. 

Y es que la inteligencia
es erótica
y el arte perfecto
el orgasmo.

(La misma vieja historia)
-------    -------

Las fotografías
de hermosos jóvenes muertos
en trajes de baño
son casi siempre
el más perfecto
de los recuerdos
(Proverbio yankee)
Los relojes me quieren mal
como al hacer el amor por dinero
me venden un tiempo gastado,
una botella que sólo guarda
el perfume de su licor.
Y así, un vaso de fiebre,
un largo termómetro
como el brazo pálido de un muerto,
me hunden en los sueños sin retorno,
me arrancan el rostro como a un
derrotado boxeador

(Síndrome nº 3)
-------   -------

UNA MALETA llena de hojas

¿A qué podremos jugar
cuando el invierno emigre
y las lluvias cesen?
Ya no será tan fácil deslizarse
por la húmeda lengua del crepúsculo,
alzar el vuelo con los cuerpos
trenzados
y respirar por una misma boca.
¿Sería ésa la hora
de suponer perfecto nuestro estilo,
de, quizás, haber creado
la verdadera comunicación
para rechazarla luego?
A veces cuando la noche me aprisiona
suelo sentarme frente a una cabina
telefónica
y contemplo las bocas que hablan
para lejanos oídos.
Y cuando el hielo de la soledad
me ha desvenado, los barrenderos moros
canturrean tristemente
y las estrellas ocupan su lugar,
yo acaricio el teléfono
y le susurro sin usar monedas.
(Enero de 75)

--------     --------

Suelo quedar dormido

Suelo quedar dormido
mirando la luz de una vela,
en mis sueños la llama incendia la noche
que cae como el telón al final de una tragedia,
el fuego sigue creciendo como un niño interminable,
en el sótano perecen los fantasmas olvidados
y en las calles sin salida
mis amigos se agolpan temblorosos.
Esa música crujiente
que avanza como un ejército de muertos,
el viento inflamable que destroza las estaciones
como la coz de un caballo en libertad,
así de fuerte es mi venganza,
así me ahorco con la soga del campanario
para que os persiga la música de metal
que mata.
Y nunca más haréis el amor
ni oleréis ese manjar que es el agua.
Pero cuando el tren del sueño
se detiene, es imposible describir
la tristeza que retorna a mis ojos,
testigos ridículos de ese trozo
de cera que se está consumiendo.
--------------


(A Jesús Cabrera Vidal)

De más allá del mar
vienes a contarme tu derrota
y esperas que yo te arrulle
y te preste un poco de viento.
Hoy, día de la carne abierta,
con tu olor a subterráneo
y tu pálida huella en las cosas,
amigo, urge saltar del tren
y dejar un disfraz vacío
velando el asiento:
así verás que eres tú el túnel
por donde los demás corremos.
                              3-74
---------



La brisa mantiene
la pluma en el aire,
el ave, furiosa, escarba
en la arena, sus alas
dormidas, la sangre pesando
dentro de su cuerpo, el peso
de su cuerpo dentro del zarzal,
y la pluma subiendo
y la pluma subiendo...


                              1-75
-----------

Las cosas que dan placer
seguro vienen por el río
y en la cascada se lanzan
como ramos de flores
en una procesión,
y yo qué sé, afanarse
en recogerlas como un avaro
tiende su capa ante
las monedas de oro,
es, imagino, un error.
Mejor tomarlas como la lluvia
que moja sin querer,
al igual que el viento se lleva
las hojas de otoño,
alegremente

3-7-74
--------
¡Qué alivio!..
Eres un árbol y
no puedes seguirme

2-7-74.
-------------



CONVERSACIÓN

No quisiera ponerte nerviosa.
Es la primera vez que algo
nos va a separar,
porque es la primera vez
que te produciré auténtico
miedo.
Así que empiezo otra vez:
quiero ponerte nerviosa,
quiero que tiembles
y quiero que aprendas
a hacerme temblar.
Amo a la gente neurótica,
los cuchillos y las guitarras eléctricas.
Soy un hombrecito insano,
el más perfecto de los traidores
porque no tengo causa.
Desconfía de mí,
que se trabe tu lengua
al darme la espalda.
Ése es el primer paso.
Toma conciencia de que mis manos
no sólo sirven para acariciar
y hay muchas palabras
que contigo nunca he usado.
Fíjate en que esto ya no es un poema,
que yo no soy el mismo para ti
desde que empezó este diálogo.
Imagínate sufriendo
toda la eternidad
el aullido del parto.
Suéñate en un coito largo como la vida,
conocer de memoria las lentas variaciones
del rostro durante el orgasmo.
Vivir el placer de los fantasmas,
el placer de las camas que soportan cuerpos y cuerpos
sin diferenciar si eres un vivo o un cadáver.
¿Ya tiemblas?
Quisiera ordenar con lógica
mi discurso,
pero no puedo.
Sólo deseo que te hundas
en mi carne cenagosa,
gritarte desde el infierno:
¡Ayúdame, ayúdame
con tu viejo pelo negro
y tu boca redonda!
¿Me comprendes?
Huelo tu miedo pequeño y frágil
que invade tu conciencia virgen
y los correosos deseos rojizos
que arden en ti y no reconoces.
Mujer desnuda en una doble página
de un libro de arte,
tomada salvajemente por un jíbaro loco,
por un niño dado a luz en un pesebre,
barrida por el aliento sucio
de maridos que emigran en tren de medianoche,
con voz de odio hciendo el amor, de
chorlito dorado americano y de
gato chino del desierto.
Porque el Amor es una enorme trampa
para cazar hormigas y elefantes,
pero la palabra Amor
es como la palabra Dios,
siempre con mayúsculas
para que no se esfume el encanto.
¿He logrado confundirte,
o sólo he conseguido que me beses la frente
y murmures con ternura que estoy enfermo?
Lo cierto es que ya nunca me verás igual,
siempre imaginarás secretos
oscuros encerrados en mí,
¡pero eso es lo que quiero!
Le daré otro giro:
ese amor de llorar en una despedida,
de presentir los próximos gestos
educados y gentilmente eróticos
a que te has habituado,
de gozar con las palabras de agua,
olas mansas que no producen el menor daño,
te aplacan la sed
e impiden que te tortures
más de lo establecido.
Pero yo te susurro
venenoso
que existen
los trenes secretos del corazón,
las huellas en los pasillos de madrugada,
las jeringas jadeando
en encerradas habitaciones,
los pechos azotados por látigos de semen
y los sueños sangrientos…
Porque la Represión es
la más peligrosa caja de Pandora,
porque el dolor oculto
es el arma mejor montada,
porque ser consciente
es vivir siempre junto a la muerte,
delante,
atrás
o en medio como nosotros,
la raza de los agonizantes.
Estoy seguro de que me vas comprendiendo:
hay un millón de sensaciones
que te entran por un ojo
no más levantar el párpado,
el otro espera cerrado
su oportunidad.
Éste es mi último intento:
quiero verte alcohólica
para que me escupas en la boca,
quiero que te sientas
camello, león y niño,
quiero verte en forma de hombre,
quiero que veas en mí
un espejo interminable
y que te arrojes a él
con todas tus fuerzas,
hacia el fondo,
lo hondo
del
fondo…

Sssh,
mi amor, no llores más.
Fue tan sólo una broma.
Caminamos por un parque
y llueve
sobre nuestras cabezas unidas.
Es todo maravilloso
¿o no?
… Oye, amor, contesta…
¿O es que te has quedado
muerta?

(20 abril 75)

Aurora Pintado, poeta, escritora, fotógrafa


"Hay que sacar la poesía a la calle para que cada persona encuentre la que más le gusta"
Aurora Pintado
Miajadas (Cáceres) 1981.



Un día tendrás un sueño

ella te sujetará la mano con su pecho izquierdo
y te dirá al oído quién fue
el asesino de JFK.

*** 

Me inventaría tu discurso

escucharía tus palabras del revés
como un jersey camino de la lavadora
con la etiqueta hacia fuera.


de Ficciones de carretera

-----

Asistimos impotentes a un momento crucial, uno de esos momentos en los que la historia realiza un triple salto mortal sobre sí misma del que sale apuntando a una nueva dirección antes desconocida, como ocurriera con la Revolución Industrial, que modificaría la idea de progreso y el progreso mismo, o con el descubrimiento del Nuevo Mundo, que cambiaría la visión que el mundo tenía de sí mismo. Un momento de mutación, tras el cual nada volverá a ser lo mismo.
Y, en este caso, ¿qué es lo que está sucediendo? ¿De qué va esta nueva mutación? Va de la muerte de los Estados, tal y como los hemos conocido a raíz de las revoluciones románticas del XIX, como episodio culminante del proceso iniciado con el abandono del Antiguo Régimen, tan “oscuro” y descentralizado. Los estados centrales y soberanos se mueren. Desactivados por organizaciones supranacionales cuyos intereses son tan diferentes a los de las naciones y los pueblos, que solo dejan a los jefes de Estado un único y triste discurso como coartada ante todo lo que arrebatan a sus ciudadanos: “no hay más remedio”, “no hay otra alternativa”, mientras ceden parcelas de sus presupuestos y de su soberanía a anónimos acreedores, en cuyo nombre cambian las leyes fundamentales de sus respectivas naciones. Así, en su día Alemania. Así, hoy España.
Y, mientras, los ciudadanos, sin la protección de la fortaleza que un día concedimos a los Estados mediante un contrato donde cedíamos la iniciativa y el uso legítimo de la fuerza en nombre de un bien común, quedamos desarmados a merced de poderosas corporaciones para las que no significamos nada, cuya idea más cercana a la democracia es la noción de voto–moneda, que nos permite participar del estado de cosas (voto) en tanto en cuanto podamos gastar (moneda). Entidades impersonales para las que somos personas en tanto consumidores, diseñadas para ingresar de nosotros cuanto puedan, mientras que nos penalizan por tener necesidades que incurran en gastos para ellas, como ocurre con la debilidad en cualquiera de sus formas (como la enfermedad o la necesidad de asistencia). Monstruos alimentados por ideólogos políticos que viven una peligrosa ficción: la de ejercer un supuesto poder alcanzado en las urnas para realizar reformas que, irónicamente, cada vez les dejan menos reductos de poder.
Los Estados están muriendo. Se están destruyendo a sí mismos.
ver su blog aquí

1/10/13

Xavier Sabater & Polipoesía


foto: Xavier Sabater, polipoeta en La Butaca POÉTICA. Nau Ivanov. Barcelona. agosto 2013 realizada por Félix Menkar 

“La Polipoesia es un movimiento poético fundado en Italia por Enzo HYPERLINK "http://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Enzo_Minarelli&action=edit&redlink=1"Minarelli a mediados de los años ochenta.
La Polipoesia, tal y como traducción literal del término explica, son "muchas poesías" o múltiples maneras de interpretar un poema, ya que aplica al recitado simple de un poema disciplinas como la performance, el ruidismo, la distorsión o desfragmentación fonética, los medios audiovisuales, la Acción poética, la música y las nuevas tecnologías.
La Polipoesia embranca, amplifica y es fiel a la vez, a la Poesía Concreta, al Dadaísmo y al Futurismo. Desarrollando aspectos inéditos y posibilidades nuevas para la poesía puramente literaria o escrita. La poesía acontece sonora, gestualizada, bailada, electrificada, interactuada e infinita.
Cada polipopeta desarrolla su estilo o marca personal al interpretar la poesía a través del filtro vocal, teatral, audiovisual, musical o tecnológico. De este modo, las posibilidades de difusión y de encuentro con el espectador de poesía son múltiples, polifacéticas, poliédricas, polimórficas: polipoéticas.”

Ref.: Wikipedia